Un investigador dedica más de medio siglo a demostrar que su madre estaba equivocada

Lo más probable es que hacer sonar los nudillos no sea perjudicial. Sin embargo el investigador Donald Unger pasó muchos años oyendo a su madre diciéndole que eso era malo; que hacer sonar los nudillos le acabaría causando algún tipo de lesión, o artritis.

Leer más: Microsiervos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s